ser padres 2

Ser padres no es tarea para todos los hombres - Parte 2

Al principio él no la tenía muy clara con los aspectos prácticos de la paternidad, como cambiar pañales, preparar mamaderas o prender los botones de un body.

Pero sí logró mimarla, ocuparse de la seguridad en el auto y darme descansos a mí.

Cuanto más crece nuestra hija, más cerca están ellos dos. Como madre y esposa, lo mejor que puedo hacer es darles espacio para que desarrollen su relación. Mi esposo trata de entender qué necesita la nena de él y se lo da a su manera. (Aprendé más consejos sobre tu familia)

Miro para atrás y pienso que debería haberle dado más oportunidades de vestirla, bañarla, hacerle la comida, ponerle protector solar, limpiarle las lágrimas, llevarla a la plaza y más. Si yo no hubiera sido tan controladora, ellos podrían haber comenzado su vínculo antes.

O quizá pasó todo lo que tenía que pasar.

Nuestra hija puede garantizar que mi marido se ganó el título de “papá”. Él es su protector y su bufón; ella es su princesa y su musa. Verlos juntos es hermoso, y no puedo esperar a ver cómo sigue su amor padre-hija, especialmente ahora que ya no hay que cambiar más pañales.

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

  Para publicar un comentario, log in

banner recipe