Tareas escolares

Tips para el apoyo escolar de tu hijo

10 estrategias para brindar una ayuda complementaria y eficaz con las tareas escolares de tu hijo.


Este ciclo lectivo, la tarea de tu hijo puede ser un desafío para todos. Descubrí qué métodos son mejores para ayudarlos a aprender cómo estudiar y completar las tareas.

“¿Cuál es la respuesta?” puede ser la pregunta que tu hijo espera que resuelvas. Pero proporcionar las respuestas no ayudará a la larga. Hacer la tarea por ellos no les asegurará las mejores calificaciones que están buscando, aunque sea tentador y parezca más fácil.

El propósito de la tarea es reforzar el material de clase, agregar información, mejorar los hábitos de estudio y probar el conocimiento. Tu trabajo es asegurarte de que los niños cumplan con estas metas a fin de mejorar sus calificaciones y retener el conocimiento. Es el motivo de la educación.

Los siguientes métodos para ayudar con la tarea son beneficiosos para desarrollar habilidades duraderas.

 

1. Apegate a un cronograma

Programá horas específicas para la tarea, ya sea después de la escuela o la cena, no debe mirarse televisión, jugar con videojuegos, mandar mensajes de texto u otras funciones sociales, incluso si prefieren hacer muchas cosas al mismo tiempo. Está comprobado que no están tan concentrados. Apegate de manera consistente a la misma hora y sé flexible con otras actividades.

 

2. Elegí un lugar

Ya sea en un escritorio en la habitación, el comedor o la mesa de la cocina, con hermanos o solo, elegí qué espacio es el que tiene menos distracciones y es más propicio para la productividad. Algunos niños prefieren sonido de fondo para concentrarse, pero mantené la televisión, el teléfono, Internet (salvo para investigación) y otros dispositivos tecnológicos fuera del alcance.

 

3. Ayudalos a encontrar la respuesta

“Buscala, la recordarás por más tiempo” es un sabio comentario que ha pasado por varias generaciones. No hagas la tarea por tu hijo sólo porque sabés cómo hacerla. Hagan un problema juntos y dejalos hacer el resto por sí solos. Esto los ayuda a aprender y resolver problemas, una habilidad importante que deben adquirir. Demostrá interés y ponete a disposición de ellos. Esto mejora el desempeño del estudiante.

 

4. Revisá el trabajo

Realizá un seguimiento para ver qué calificación obtuvo tu hijo en una tarea y revisá los errores. Los errores son oportunidades para hablar y ver si comprenden el material. Sugerí consejos para recordar datos, usá tarjetas ilustrativas para revisar material o revisá conceptos. Una forma interactiva de aprender es eficaz, tal vez con un hermano mayor o un compañero.

 

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

5. Reunite con los maestros

La participación de los padres muestra a los maestros que hay un entorno de respaldo en el hogar, que le brinda al estudiante una ventaja en el proceso de aprendizaje. Si tu hijo se queda atrás, manifestá tu preocupación, y los maestros te darán sugerencias para alentar a tu hijo y, tal vez, recomendarán estudios complementarios con un tutor para una materia. Es probable que otros estudiantes no entiendan una clase tampoco, y el maestro debe saber que un método necesita refuerzo.

 

6. Cuando no sabés la respuesta

Hacé preguntas. La tarea de tu hijo también es una oportunidad para que aprendas. Investigá para descubrir las respuestas, aunque no se las proporciones. Como un bibliotecario de referencias, sé un recurso valioso para mostrarles a los niños cómo buscar las respuestas. Sé sensible a sus necesidades. ¿Cómo aprende tu hijo, es visual o auditivo, mediante la observación o la audición, o ambas?

 

7. Armá un plan

Conseguí un calendario de cronograma de tareas. Cuando la carga de trabajo aumenta, y los niños hacen malabarismos con varias tareas, tu apoyo con habilidades de manejo del tiempo ofrecerán una orientación valiosa para resolver tareas difíciles y terminar la tarea. Averiguá cuáles son los proyectos a largo plazo para programar y desarrollar un plan de trabajo y conseguir los suministros necesarios para evitar las corridas de último minuto para terminar.

 

8. Ofreceles incentivos

Motivá a tus hijos y mostrales cómo dar prioridad a su carga de trabajo, como estudiar para los exámenes. Si obtienen buenas calificaciones y mantienen los promedios, otorgales ciertos privilegios.

 

9. Predicá con el ejemplo

Leé libros. Debatí ideas. Vayan a un museo de ciencias juntos. Aumentá sus estudios con información relevante, como juegos de palabras y matemáticas. Tus acciones lo dicen todo cuando el consejo puede ser ignorado.

 

10. Elogialos

Hacé alarde del trabajo bien hecho, una prueba con una calificación alta, un proyecto de arte o ciencias. Alentá a tus hijos. Si demostrás que creés en ellos, eso fortalece la confianza. Felicitar a tus hijos les da una sensación de orgullo en sus logros académicos

  Para publicar un comentario, log in

Que linda nota, y que util. Me gustaron mucho los tips para ayudar a mi hija. Trabajo todo el día y a veces me siento culpable por no estar tan presentar y no saber como ayudarla.

  • Reportalo
banner recipe