trabajo desde casa

Tentación de postergar nuestras obligaciones

Postergar las obligaciones es algo natural, pero si te la pasás pateando todo para adelante, llegó el momento de organizarte.


Estar tapada de cosas para hacer es una experiencia desagradable y te lleva a lidiar con gente que se irrita cuando no le cumplís. Postergar no te ayuda nada a equilibrar tus niveles de estrés ni a avanzar en tu carrera, reputación o relaciones.

¿Por qué postergamos las cosas?

Talvez sea por cansancio o falta de motivación, pero por lo general la procastinación se produce por ansiedad y miedo. Esto le pone un parate al proceso creativo y, como consecuencia, se genera la inacción. En otras palabras, postergás algo que te hace sentir ansiosa, temerosa o insegura para evitar los sentimientos negativos e incómodos.

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

¿Cómo distinguir entre ambas?

Cuando no cumplís con las fechas de entrega, te perdés oportunidades, hacés tu trabajo a las apuradas o de forma incompleta, cuando no lográs cumplir con los estándares y te sentís triste, culpable, enojada o avergonzada, lo más probable es que estés procastinando.

Tener a otros continuamente esperando cosas que vos te comprometiste a hacer puede ser muy molesto, poco profesional y hasta egoísta. En una relación puede ser igual de frustrante.

No podés pretender llegar a altos niveles de éxito y cumplimiento a menos que estés permanentemente empujándote a hacer algo nuevo. Si estás consumida por lo que hiciste ayer o por las metas de vida del año pasado, estás centrada en ponerte al día con el pasado en lugar de mirar hacia el futuro. Por eso es clave que retomes el control de tu tiempo.



  Para publicar un comentario, log in

Pipina

Pipina

Reportado

Extraordinario.me gusta

  • Reportalo
banner recipe