contaminación del aire

Cómo cuidarnos de la contaminación del aire - Pasos

¡Conozcamos pasos sencillos para protegernos de la contaminación del aire!



Paso 2: Adoptar el hábito de hacer gárgaras

Hacerse gárgaras significa limpiar la garganta y la parte interna de la boca con un líquido como agua. Existen diferentes nombres para esta práctica según el país, pero hacer de ella un hábito es útil para protegerse de virus transportados por el aire y resfríos, entre otros.

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

La remoción de los contaminantes que fueron inhalados también puede incluirse entre los beneficios de hacerse gárgaras. Se recomienda que las gárgaras se conviertan en hábito, de la misma manera en la que nos lavamos las manos cuando entramos a nuestras casas. Tené a mano un líquido que sea fácil de conseguir como agua potable, agua tibia o agua salada. Llevate el líquido a la boca, tirá la cabeza para atrás (levantando el mentón) y enjuagate la garganta durante unos 15 segundos. Después de enjuagártela, escupí todo el líquido. Repetí este procedimiento dos o tres veces.

Tomá las medidas necesarias en tu vida cotidiana para proteger a tu familia de la contaminación del aire, que representa un problema en todo el mundo. Usá máscaras para evitar lo más que puedas la inhalación de contaminantes y hacete gárgaras para eliminar esos contaminantes que inhalaste y para mantener la limpieza. Practicar estos hábitos en casa es lo más importante.


  Para publicar un comentario, log in

banner recipe