luna creciente lado izquierdo / triángulo invertido lado izquierdo / postura de la silla / postura del árbol / postura del muerto

Ejercicios de yoga para aumentar tu energía - Parte 2

Luna creciente, lado izquierdo

Para esta postura de yoga, llevá la pierna izquierda hacia adelante, dando una gran estocada. Con una gran inhalación, llevá los brazos hacia la postura, relajá los hombros, mantené el abdomen firme y la zona intercostal contraída. Asegurate de que la pierna derecha esté bien extendida y levantada. Mantené la postura durante 5 respiraciones.

Triángulo invertido, lado izquierdo

Apoyá la mano derecha al lado de la cara interna del pie izquierdo. Girá el cuerpo hacia la izquierda, abriendo los brazos y el pecho. Asegurate de mantener los abdominales contraídos y de que la pierna trasera esté firme. Mantené la postura durante 5 respiraciones.

Bajá ambas manos, llevá la pierna izquierda hacia atrás a la par de la derecha y mantené la postura de la tabla durante una respiración. Llevá el cuerpo hacia atrás a perro hacia abajo. Mantené la postura durante 5 respiraciones. Caminá hacia el frente de la colchoneta, aflojá las rodillas y ponete de pie redondeando las espalda, incorporándote vértebra por vértebra.

Postura de la silla

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

Inhalá y levantá los brazos por encima de la cabeza. Exhalá, flexionando las rodillas como si te fueras a sentar en una silla. Tratá de llevar los muslos paralelos al piso, manteniendo el peso en los talones. Juntá los omóplatos bien abajo. Los brazos tienen que estar levantados y rotados hacia afuera de manera que las palmas de las manos queden enfrentadas. Rotá la cadera hacia adelante para liberar la tensión de la columna. Mantené una respiración suave y pareja, y la mirada al frente durante 5 respiraciones. Inhalá, estirando las piernas y bajando los brazos a la postura de la montaña. Mantener esta poderosa postura fortalece las piernas, abre los hombros y el pecho y genera calor en todo el cuerpo. Podés sentir cómo se va generando la energía con cada respiración.

Postura del árbol

Parate en la punta de la colchoneta. Flexioná la rodilla izquierda, llevando la planta del pie izquierdo sobre la cara interna del muslo derecho. Mantené la cadera derecha y hacia el frente. Si podés mantener el pie izquierdo en la postura sin sostenerlo con la mano, juntá las palmas de las manos a la altura del corazón. Si no podés, llevá una sola mano al corazón y con la otra sostenete el pie. Mantené la mirada fija hacia adelante y hacé equilibrio. Mantené la postura durante 5 respiraciones. Lentamente, bajá la pierna al piso y repetí los mismos pasos con la pierna derecha. Esta postura de equilibrio fortalece el tren inferior del cuerpo y mejora la concentración.

Postura del muerto

Terminá la rutina con esta última postura de relajación. Acostate boca arriba con los brazos y las piernas extendidas y relajadas, y las palmas hacia arriba. Cerrá los ojos y sentí cómo la energía recorre tu cuerpo y tomate un momento para concentrarte. Después de algunas respiraciones, girá hacia tu lado derecho y empujate con las manos para levantarte.

Esta simple rutina de ejercicios de yoga es la forma perfecta de empezar el día o de tomarte un tiempo para vos cuando necesitás una dosis extra de energía. Tu familia va a disfrutar de los beneficios de este aumento de vitalidad. ¡Namasté!

  Para publicar un comentario, log in

banner recipe